Cara a cara con el promotor del Estadio Sostenible de Yucatán: defiende la obra

El Estadio Sostenible de Yucatán (ESY) prevé construir dos mil cajones de estacionamiento, no mil 600 como se dijo inicialmente, que se harían debajo del edificio del estadio, pero no en forma subterránea, afirma César Esparza Portillo, director de Juego de Pelota Inc, impulsor de la obra.

Añade que además de los cajones se prevé la operación de apps tipo Airbnb para rentar espacios de estacionamiento privados a la gente, en lugares cercanos al estadio, en vez de construir enormes planchas de concreto para autos.

“En el mundo está cambiado el paradigma en materia de estacionamientos, a raíz del surgimiento de plataformas tipo Uber, lo que propicia que ahora la gente llegue a los estadios en vehículos de alquiler”, explica Esparza Portillo.

En entrevista con Diario de Yucatán, el empresario rechaza que el terreno donde se construirá el estadio sea pequeño. "Ya no se hacen grandes estadios como antes, eso ya pasó", afirma.

Agrega que ya hay un acuerdo con el gobierno del estado para comprarle el terreno donde funcionó la normal Rodolfo Menéndez de la Peña, en $10,000 el metro cuadrado, "que es el valor de mercado".

Desde septiembre, cuando se anunció la construcción del estadio, muchos manifestaron su inconformidad, entre ellos los directivos de los colegios de arquitectos, vecinos de la zona, urbanistas, etcétera, porque consideran que ese terreno de cuatro hectáreas es muy pequeño para albergar un estadio y su edificación agravaría los problemas de tráfico que ya hay en esa parte de la ciudad.

Además, criticaron la pretensión de la empresa desarrolladora de hacer solo 1,600 cajones de estacionamiento (eso se dijo en el anuncio oficial), y completar el resto de cajones usando los estacionamientos de las plazas comerciales y supermercados cercanos, en contra del Reglamento de Construcción del Ayuntamiento.

Este periódico publicó también que Esparza Portillo, al parecer, carecía de experiencia como constructor de estadios (promovió uno en Monterrey y otro en Verona, Italia y ninguno se ha hecho); y que la conformación de su empresa Juego de Pelota Inc. en Delaware, uno de los paraísos fiscales de Estados Unidos, levantaba sospechas.

Para resolver las dudas, Esparza Portillo otorgó a Diario de Yucatán una amplia entrevista -"creo que lo que le ha faltado a nuestra propuesta una mejor comunicación"-, cuyas partes medulares reproducimos a continuación.

¿Cómo surge la idea de hacer un estadio en el estado de Yucatán?

Como en todo, hay historias simultáneas. En este caso, se entrelazan historias que se desarrollaron en Barcelona, Kagoshima, Nueva York y Mérida.

En 2017, di una conferencia en Barcelona en el evento The Stadium Business Summit donde expuse la necesidad y urgencia de desarrollar estadios de manera sostenible. Allí expliqué el problema de que los estadios tradicionales no son sostenibles debido, entre otros factores, a que son enormes edificaciones absurdamente subutilizadas (se usan menos de 100 horas al año).

Relacionada: El promotor del Estadio Sostenible, con proyectos fallidos

Una de las estrategias claves de la sostenibilidad ambiental, social y económica, es plantear los estadios del futuro como infraestructura urbana, multipropósito (para diversos deportes) y de usos mixtos que sirvan a su comunidad y generen empleos todos los días del año.

Al final de mi exposición, me abordó la delegación de Kagoshima, Japón, para preguntarme si es posible desarrollar un estadio que funcione de manera adecuada para fútbol y béisbol (los japoneses, al igual que los mexicanos, aman ambos deportes). No es una pregunta fácil de responder.

Les expliqué que lograr que funcionen perfectamente en un mismo estadio, deportes tan diferentes en geometría de cancha y gradas como fútbol y béisbol, es un reto muy complejo técnicamente que habíamos estado investigado por años.

Leer: Juego de Pelota Inc, fundado en un paraíso fiscal

Los antecedentes de estadios para béisbol y fútbol americano que se construyeron en los Estados Unidos en las décadas de los 60s y 70s, como el Astrodome (de Houston), habían sido finalmente reemplazados por estadios específicos para cada deporte.

Sin embargo, con las nuevas tecnologías y los avances en arquitectura dinámica, ahora es posible desarrollar un estadio para ambos deportes, con la correcta geometría del campo de juego y perfectas visibilidades para cada uno.

Kagoshima no es la única ciudad del mundo que requiere un estadio de fútbol y béisbol. Ciudades medianas en Estados Unidos, México y muchos países de Latinoamérica tienen afición por ambos deportes, y una enorme necesidad de eficientar sus recursos limitados, por lo que los estadios multipropósito hacen todo el sentido.

Con estas reflexiones, decidimos meternos más a fondo a desarrollar, con la tecnología del siglo XXI, la solución técnica para los estadios de fútbol y béisbol del futuro, pero en todo ese proceso, yo ya estaba pensando en otra ciudad que conocía muy bien y que tenía la misma necesidad: Mérida. Aquí existe también el reto de resolver jugar fútbol y béisbol en el mismo estadio. Mérida tiene una gran afición al béisbol y fútbol, y un potencial para crecer al mayor nivel en ambos deportes.

Existe interés de Venados por subir a primera división de la Liga Mx, para lo cual necesitan un nuevo estadio. También por otros proyectos donde hemos trabajado, conocemos el interés de la Ligas Mayores de Béisbol de tener opciones de estadios en México.

Sumados los factores anteriores, fue madurando la idea, y en una visita a Londres, les planteé a mis amigos de Populous, la firma de arquitectura deportiva más importante del mundo, que no hay mejor lugar para desarrollar el estadio del futuro, que la capital del mundo Maya. Se sumaron de manera entusiasta a la idea.

¿Por qué en Mérida y no en otra ciudad como Cancún o Veracruz?

Veracruz no lo hemos analizado. En el caso de Cancún, es una plaza con gran potencial para desarrollar un estadio o arena de espectáculos orientada principalmente al turismo internacional.

Yucatán tiene condiciones extraordinarias. Para empezar, y esto es un tema fundamental para atraer eventos como béisbol de Grandes Ligas, Yucatán es el estado más seguro de México. Además, tiene una población hospitalaria, talentosa y preparada; y es un destino muy atractivo para visitantes, tanto de México como del extranjero, dada su riqueza natural, histórica, cultural y gastronómica.

[video width="1920" height="1080" mp4="https://www.yucatan.com.mx/wp-content/uploads/2022/01/estadio-sostenible-yucatan-1.mp4"][/video]

Venados y Leones son equipos que tienen gran afición y con potencial de crecer. La ubicación y conectividad aérea de Mérida también son estratégicas, con vuelos directos desde las ciudades más importantes del país y a varios hubs de los Estados Unidos.

Sin embargo, un tema que le hace falta a Yucatán para complementar su infraestructura turística y de servicios, es un estadio sostenible y multipropósito a la altura de su potencial. Un estadio que celebre la extraordinaria historia de Yucatán, y que al mismo tiempo contribuya a construir su futuro.

¿Quién y en qué momento se lo planteó al gobernador?

Desde hace unos seis años, en el verano del 2015, comenzamos a trabajar en la idea de desarrollar un estadio nuevo en Mérida.

En ese momento no tocamos la puerta ni del Gobierno del Estado ni del Municipio, ya que desde el inicio tuvimos la hipótesis de hacerlo para fútbol y béisbol, pero, como ya mencioné en el caso de Kagoshima, era una solución que, aunque viable técnicamente, aún no estaba desarrollada al nivel que deseábamos.

En el 2018, llegamos a una conclusión técnica de que la solución de arquitectura dinámica en la que habíamos estado trabajando, funciona, incluso con isópticas adecuadas en todos los asientos de la grada alta, cosa que los estadios previos de Estados Unidos de los 60s y 70s como el Astrodome, no habían logrado, ya que no rotaban su grada alta. El proyecto “Estadio Yucatán” tiene una flexibilidad de navaja suiza. Es una solución ingenieril bellísima.

A finales de 2018, nos acercamos al Gobernador Vila y le propusimos nuestra intención de desarrollar en Yucatán, con inversión privada, un estadio multipropósito para fútbol y béisbol al más alto nivel y con todas las premisas de sostenibilidad social, ambiental y económica.

¿Cuál es su experiencia en la construcción de estadios?

La industria de los estadios es sumamente compleja, requiere especialistas en todas las áreas, se requiere hacer equipos sólidos multidisciplinarios. No hay una empresa que por sí misma pueda hacer todo. Por supuesto que hay casos de estadios, sobre todo en el sector público, donde un gobierno con una empresa constructora local se hicieron cargo de todo, pero esos proyectos generalmente no son sostenibles y muchas veces terminan siendo “elefantes blancos”.

En nuestro caso, tenemos una experiencia de más de 15 años en la gestión, conceptualización, ejecución y coordinación de infraestructura deportiva. Esta experiencia y relaciones estratégicas nos permitieron consolidar una propuesta de un equipo de expertos a nivel mundial para el Estadio Sostenible de Yucatán.

En el ESY participan empresas e instituciones como Populous, la mayor desarrolladora de estadios del mundo (han hecho tres estadios olímpicos y decenas de estadios de NFL y MLB), Legends (operadora y comercializadora de estadios creada por los Yankees de Nueva York y los Vaqueros de Dallas), Three (especialistas en sostenibilidad ambiental), PMP (gerencia de obra que estuvo a cargo de la construcción del estadio BBVA en Monterrey), Moyeda (una de las firmas de ingeniería estructural más prestigiosas de México), y un gran equipo de expertos locales. Todas y cada una de estas empresas y personas, más la participación de la comunidad, y los sectores sociales, empresariales y de gobierno, son fundamentales para el desarrollo exitoso del Estadio Sostenible de Yucatán.

¿Cuál es el nombre de los inversionistas y los fondos de inversión que meterán dinero al proyecto?

La sostenibilidad económica se fundamenta en que el Estadio Sostenible de Yucatán es un edificio que será utilizado, brindará servicios y generará empleos todos los días del año. El modelo de negocios tiene tres componentes básicos: estadio, hotel y bienes raíces, cada uno con inversionistas y operadores expertos.

Cara a cara con el promotor del Estadio Sostenible de Yucatán: defiende la obra

La estructura de inversión está siendo liderada por Ad Cap, que es una firma con amplia experiencia en estructuración financiera basada en Miami. En la estructura de capital también participan inversionistas Mexicanos, fondos basados en Monterrey, y se invitará a inversionistas de Yucatán.

¿Cuándo se fundó Juego de Pelota Inc, y por qué se registró en Delaware?

Se fundó hace cinco años. Más del 60% de las empresas de Fortune 500, y más del 75% de todas las nuevas ofertas públicas iniciales en los EE. UU. están incorporadas en Delaware.No se debe a los impuestos, aunque Delaware, como cualquier otro estado, trata de mantener sus tasas de impuestos corporativas bajas y competitivas.

Hay dos razones principales para el dominio de Delaware en el negocio de incorporación corporativa. Una razón es que Delaware tiene una ley moderna y actualizada que especifica claramente lo que las empresas pueden y no pueden hacer.

La otra razón es la calidad de los tribunales y jueces de Delaware. Las corporaciones de Delaware pueden esperar que sus disputas legales sean resueltas de manera rápida y experta por jueces que se especializan en derecho corporativo.

La empresa Juego de Pelota México y Estadio Sostenible de Yucatán, ¿Son filiales de Juego de Pelota Inc.?

Juego de Pelota México sí es una filial de Juego de Pelota Inc. Estadio Sostenible de Yucatán S.A.P.I. es una empresa de propósito específico para el desarrollo de dicho estadio.

Es un modelo conocido como StadCo, el cual es usado por ligas como la NFL e instituciones financieras como Goldman Sachs para el desarrollo de nuevos estadios.

¿Por qué no se ha construido el estadio de Monterrey, que usted promovió hace varios años?

Los años que ha tardado en concretarse el estadio de Monterrey es una cuestión relativamente común en la industria de los estadios. Yankee Stadium tardó más de doce años en planeación hasta que las condiciones para concretarlo se alinearon. Lo mismo ocurrió con el nuevo Wembley. En el caso del estadio de Monterrey ha habido varias circunstancias en su historia que, como diría un amigo, “da para hacer una serie de Netflix.”

La primera es que la propuesta original era un estadio para ser compartido tanto por Tigres y Rayados, como sucede en Nueva York con el estadio de la NFL para Jets y Gigantes, o en Milán para ambos equipos de la Serie A. En ese momento Rayados decidió ir adelante por su cuenta con el estadio BBVA, en el cual también participó Populous que es uno de los principales aliados de Juego de Pelota.

Posteriormente, por razones que no fueron técnicas, sino de paradigma o prejuicio, no se obtuvo un permiso de parte de la CONAGUA para construir un puente sobre el cual se cimentaría el estadio sobre el Río Santa Catarina en una solución técnica icónica extraordinaria.

El proyecto finalmente ha salido beneficiado con el tiempo que le ha tomado gestarse, se ha solidificado, la tecnología ha avanzado, Tigres ha crecido enormemente, ahora la NFL tiene más inventario de partidos internacionales, se cuenta con un nuevo gobierno en Nuevo León decidido a hacerlo realidad y la disposición de la UANL para llevarlo a cabo. Muy pronto habrá noticias de lo que será uno de los estadios más importantes del mundo.

¿En qué va la construcción del Nuova Arena di Verona? ¿Es verdad que el proyecto enfrenta oposición del Cabildo y de vecinos?

Juego de Pelota ganó hace dos años la Declaratoria de Interés Público para desarrollar el nuevo estadio para Verona, para ser usado por dos equipos en ese momento en la Serie A del fútbol italiano: el Hellas Verona y el Chievo Verona. Esta asignación es una responsabilidad que hemos tomado con enorme humildad, entusiasmo y responsabilidad.

Sin duda la pandemia, la cual hay que recordar comenzó en Italia en el momento que nos fue asignado el proyecto, ha sido un reto, al igual que uno de los dos equipos que iba a utilizar el estadio, el Chievo Verona, dejó de existir. Sin embargo, el proyecto fue rediseñado para adaptarse al nuevo entorno y está en marcha en proceso de aprobación técnica y financiera. Este estadio incluye un hotel Hilton y un centro de emprendimiento, similar a lo que se está planteando para el Estadio Sostenible de Yucatán. Es verdad que, como en todos lados, nunca faltan personas que por intereses políticos o de otra índole, intentan obstaculizar una obra beneficiosa para la comunidad en empleo, derrama y proyección de la ciudad.

Vender un activo valioso del gobierno, el terreno de Cordemex, a una empresa registrada en Delaware parece sospechoso, ¿No lo cree?

No. La pregunta más bien parece tendenciosa. Más del 66% de las compañías de Fortune 500 están incorporadas en Delaware y, como ya dijimos antes, la razón no es fiscal, es el marco jurídico y reglas claras que ofrece su legislación.

En este sentido conviene aclarar que el Gobierno de Yucatán, al vender el terreno a valor de mercado para una obra estratégica, está logrando un enorme beneficio para la población, ya que una práctica común en México y el mundo es que los gobiernos aporten los terrenos sin costo para el desarrollo de estadios.

Ejemplos abundan, pero por citar un par de casos recientes, el terreno del Estadio BBVA de Monterrey fue aportado en comodato por 60 años por parte del gobierno de Nuevo León. En el caso de Guanajuato, el gobierno del estado compró recientemente un terreno para aportarlo a la edificación del futuro estadio de León. En el caso de Mazatlán, el gobierno de Sinaloa aportó tanto el terreno como el costo de la edificación del estadio.

Criticar el esquema logrado por el Estado de Yucatán para el Estadio Sostenible de Yucatán, a todas luces beneficioso para el Estado, carece de contexto.

(El Diario solicitó reiteradamente una entrevista con César Esparza desde que surgieron los primeros cuestionamientos al proyecto)

¿Qué precio se especifica en el acuerdo de compra venta firmado por los empresarios?

10,000 pesos por metro cuadrado, lo cual es el valor de mercado relativamente alto en estos momentos para un predio de esas dimensiones y ubicación.

¿A qué empresa se le venderá el terreno: Juego de Pelota México, Estadio Sostenible de Yucatán o Juego de Pelota Inc.?

A Estadio Sostenible de Yucatán S.A.P.I., la cual es una entidad de propósito específico para el desarrollo del estadio, tal como se realizan los estadios fondeados por bancas de inversión en el modelo conocido como StadCo, el cual es ampliamente utilizado por instituciones financieras que participan en proyectos de infraestructura deportiva,como por ejemplo, fue el esquema con el que Goldman Sachs fondeó el nuevo estadio de Santa Clara para los 49res de San Francisco.

¿Qué otras opciones se consideraron antes de Cordemex? (Ciudad Caucel, Teya, Umán, Pensiones, terreno de Mitza…)

Se consideraron diversas opciones, pero finalmente se decidió por la que la opción que resultó más sostenible desde la óptica de la certificación LEED (Liderazgo en Energía y Diseño Medio Ambiental), la cual tiene un capítulo específico para sitios sostenibles y transporte. Esta categoría mide el impacto que puede tener la elección de un lugar sobre el medio local para reducir el impacto sobre los ecosistemas y los recursos de la zona. Dicho impacto se puede reducir de varias formas como la elección de terrenos con buena accesibilidad, cerca de servicios y zonas de alta densidad, de forma que la reducción en tiempo de viajes disminuye las emisiones de CO2 y el impacto sobre los entornos naturales que generan los vehículos con motor.

¿Por qué no realizar el estadio fuera de la ciudad?

Es una pregunta frecuente, sobre todo en México donde tenemos tanta influencia de los Estados Unidos, para bien, y para mal. La idea de estadios fuera de la ciudad es un caso de influencia norteamericana para mal. En Estados Unidos, en las décadas de los sesenta y setenta principalmente, se desarrollaron estadios suburbanos rodeados de hectáreas de estacionamientos.

En esos momentos era la posguerra y el paradigma del automóvil se volvió el eje central de la actividad cotidiana de los norteamericanos. El american dream estaba ligado al uso del automóvil para todo. Por consecuencia, el desarrollo de muchas ciudades estadounidenses de esas décadas tuvo al automóvil como amo y señor de la planeación urbana. Ese paradigma centrado en el automóvil ha generado graves daños al medio ambiente. Afortunadamente, hemos madurado como sociedad y sabemos que el futuro no puede depender exclusivamente del uso del automóvil.

Las ciudades Europeas son fascinantes porque son caminables. Los estadios a los que se puede llegar a pie como el Santiago Bernabéu en Madrid o el Fenway Park en Boston son amados por los aficionados, y son también motores de derrama económica en los comercios, restaurantes y bares a sus alrededores. En un mundo cada vez más consciente de los temas ambientales, lenta, paulatina, pero inexorablemente, vamos a dejar de pensar en el suburbio, aislado a la ciudad y dependiente del automóvil, como una idea aceptable.

En un futuro cercano, diría yo un presente inminente, en ciudades avanzadas, el urbanismo favorecerá el desarrollo de distritos de alta densidad, compactos, de usos mixtos donde el espacio de vivir, trabajar y el esparcimiento estarán a distancias caminables. El Estadio Sostenible de Yucatán es un punto de acupuntura urbana con la visión de servir de ancla a uno de los distritos de entretenimiento, comercial y residencial más ejemplares de México y el mundo.

Algunos creen que el terreno dónde se plantea la construcción del nuevo estadio es muy pequeño para el tamaño de la obra ¿Qué responde a esto?

No es un terreno pequeño. Es un terreno ideal para la obra. El estadio cabe como la zapatilla de la cenicienta: perfecto, no es chico, pero tampoco queda grande. Hay gente que al parecer esperaba ver un estadio en un enorme predio de 40-60 hectáreas, pero en estos momentos de un despertar de conciencia medioambiental ¿Cómo podría alguien argumentar que impactar decenas de hectáreas de terreno y ecosistemas sería mejor?

La sostenibilidad tiene tres Rs: reciclar, reusar y reducir. La más “famosa” de las 3 Rs es reciclar, pero es la menos verde. Reciclar implica gastar energía para someter materiales usados a un proceso de transformación para que puedan ser nuevamente utilizados. Reusar es mejor que reciclar. Pero si en verdad queremos cuidar el medio ambiente, debemos priorizar la R de reducir. Y esto comienza con reducir los metros cuadrados de terreno donde emplazamos una edificación. En sostenibilidad, menos es más: la intención es menos impacto en el terreno, usar menos energía, usar menos agua, y tener menores distancias de traslado.

¿Cuántos metros cuadrados de construcción estarán sobre el terreno planteado?

El terreno tiene unos 40 mil metros cuadrados. La edificación total, incluyendo los dos niveles de estacionamientos, el edificio, y el estadio propiamente dicho (gradas, vestidores, canchas) serán más de 100 mil metros cuadrados.

¿Se plantea la adquisición del terreno de la estación de bomberos, gasolinera y predios colindantes?

El proyecto del Estadio Sostenible de Yucatán incluye una nueva estación de bomberos y policía, así como un helipuerto para uso de la policía. Este helipuerto podrá ser usado también para trasladar personas en una emergencia médica, o trasladar a un artista internacional a un concierto en el estadio.

¿Se planea dar a conocer el proyecto ejecutivo del estadio como respuesta a las críticas del mismo?

Por supuesto. Es un proyecto complejo, a mí que me encantan las matemáticas, digo que este estadio es una ecuación simultánea de múltiples variables. Hemos pasado los últimos meses/años un equipo sumamente profesional, creativo y capaz resolviendo las ecuaciones simultáneas que este proyecto implica: especificaciones de FIFA; MLB; vialidades, estacionamientos, seguridad, medidas anti-terrorismo, regulaciones ambientales, municipales, estatales, federales, y un largo etcétera.

En esta batalla hemos tenido la fortuna de contar con la participación, ideas y creatividad de expertos de Yucatán. Daremos a conocer la solución técnica no solo con el propósito de dar tranquilidad a las inquietudes, sino también para recibir nuevas ideas que puedan enriquecer el proyecto.

¿Qué responde ante la queja de los vecinos del ruido que se ocasionará en la zona habitacional?

La ingeniería acústica en los estadios ha avanzado enormemente en los últimos años. Es posible diseñar una solución acústica para proteger, amortiguar, o encapsular la música de un concierto hacia las zonas habitacionales cercanas a través del diseño del techo y otras estrategias. Al mismo tiempo, la ingeniería acústica se usa para mejorar el ambiente y experiencia dentro del estadio, por ejemplo, para amplificar las porras del equipo local y amortiguar o silenciar las porras del equipo visitante. El nuevo estadio del Tottenham, desarrollado por nuestro aliado Populous, es muy avanzado en este sentido.

¿Cómo se enfrentará la problemática de vendedores ambulantes en una zona habitacional?

El Estadio Sostenible de Yucatán contempla una plaza con lugares designados para los vendedores locales. Aquí cabe destacar que la idea es beneficiar a los vecinos ofreciéndoles oportunidades de comercializar comida y cualquier otro tipo de mercancía.

Por el tamaño del estadio, ¿Se incumple el reglamento de áreas verdes del Ayuntamiento?

El estadio excede el reglamento de áreas verdes del ayuntamiento. El Estadio Sostenible de Yucatán será un ejemplo global de jardines verticales, emulando en su pared de home run de béisbol a la enredadera del mítico Wrigley field de Chicago, así como jardines verticales en todo el perímetro de los niveles de estacionamiento.

¿Se ocasionará tala de árboles y afectaciones a la flora y fauna del terreno? ¿Cómo se planea remediar la situación?

El Estadio Sostenible de Yucatán contempla plantar casi doscientos árboles en sus plazas.

¿En qué consiste el plan de remozamiento de las colonias aledañas del estadio? ¿Cuánto dinero se le invertirá?

Estamos elaborando el plan en conjunto con el gobierno del municipio y del Estado. La idea es que el distrito del estadio sea el lugar más agradable para vivir en Mérida.

Dado que la única vía de acceso es la calle 60, y las calles aledañas son muy angostas ¿Cómo se evitará una complicación en las vialidades? ¿Cómo se resolverá el problema del congestionamiento vial?

El problema de los congestionamientos viales en los estadios es algo que se puede mitigar con una adecuada planeación, diseño, tecnología y sentido común. Los parques de Orlando reciben diariamente más personas que las que recibe un estadio para un super bowl, sin embargo, no generan un congestionamiento en la autopista.

La solución, explicada de una manera súper simplificada, es que los estacionamientos sean capaces de recibir la misma cantidad o más de vehículos que los que llegan por la avenida que los surte. El sistema de estacionamientos del Estadio Sostenible de Yucatán es de los más avanzados del mundo. Está diseñado para recibir más autos por minuto que los que le puede surtir la calle 60 y además es un estacionamiento de tarifas inversas.

Un estacionamiento de tarifas inversas significa que es gratuito si la persona llega con tiempo antes del evento, y el precio va aumentando a medida que se acerca la hora del evento. Con esto se desincentiva que todos lleguen a la hora que inicia el evento y de esta manera se mitiga el tráfico y se incentiva el consumo en los comercios locales. Hay muchas otras estrategias similares exitosas probadas en el mundo, pero aún no vistas en México, donde el Estadio Sostenible de Yucatán será la vanguardia en nuestro país.

¿Se cuenta con un estudio actualizado de aforo vehicular con las proyecciones de la presencia de un estadio?

Por supuesto. Hemos estado realizando dichos estudios por los últimos dos años, y los resultados han sido incluidos en la propuesta técnica.

Las obras de equipamiento que se deberán hacer, como es el caso del puente peatonal, la calzada de integración peatonal, etc. ¿Corren a cargo del Ayuntamiento o de los empresarios?

En todas las obras de infraestructura del mundo, las obras de equipamiento, conectividad, y de infraestructura complementaria se hacen en conjunto con los gobiernos locales, estatales e incluso federales, según sea el caso. Hay que considerar que mejoras en la infraestructura no son para un proyecto en particular, sino para la comunidad en general, que las puede usar cotidianamente, independientemente de si hay un evento o no. Por ejemplo, sería altamente benéfico para Mérida que esta obra detone una mejora sustancial del transporte público de la Ciudad.

En caso de ser a cargo del Ayuntamiento y dadas las limitaciones presupuestales de la Comuna ¿Con qué dinero se realizarán estás obras?

No estamos pidiendo obras específicas al municipio. Sin embargo, es muy importante aclarar que un estadio de este tipo, en lugar de ser una carga fiscal, se convierte en una gran fuente de ingreso de impuestos para el gobierno.

Cito un solo ejemplo: los eventos atraen visitantes, los cuales pagan impuesto de hospedaje, que es un impuesto estatal en el caso de Yucatán. Eso es solo la punta del iceberg, los visitantes dejan una derrama económica en los hoteles, taxistas, restaurantes, tiendas, y en toda la economía de la ciudad. El impuesto de hospedaje se puede usar para atraer más eventos y repetir el ciclo, o bien, se pueden usar en servicios, escuelas, seguridad, y otras necesidades de la población.

El estadio es, en resumen, infraestructura que genera ingresos al erario público vía impuesto de hospedaje, el impuesto por eventos y otros.

La senadora Verónica Camino calculó $300 millones para estas obras, ¿Cuánto costarán?

Desconocemos en qué consisten las obras propuestas por la senadora Camino, y con todo gusto abrimos un canal de comunicación con ella para escuchar sus ideas.

(En este enlace puede leer los cuestionamientos de la senadora Verónica Camino por la obra)

Explique el plan de estacionamiento...

El estacionamiento es un tema sumamente importante, no solo desde el punto de vista de operación, sino también desde el punto de vista de la sostenibilidad ambiental. Los dos mensajes centrales en este tema son: primero, el plan de estacionamientos del Estadio Sostenible de Yucatán es suficiente y de los más avanzados en estadios. Segundo, los estacionamientos en el mundo están teniendo un cambio de paradigma desde el punto de vista ambiental y también desde el punto de vista tecnológico que es necesario tomar en cuenta.

En el primer punto, referente a que los estacionamientos son suficientes, el nuevo diseño tiene más de dos mil cajones de estacionamiento en sitio. Esto es más que los cajones que tienen actualmente el Carlos Iturralde y el Kukulcán juntos. También es importante ponerlo en perspectiva, y no me refiero a compararlo con estadios como el Santiago Bernabéu, Wembley o el Yankee Stadium que prácticamente no tienen estacionamientos, ya que en esos casos se podría argumentar, con razón, que el sistema de transporte colectivo es de primer nivel. Una comparación pertinente sería el estadio BBVA de Monterrey que se construyó con 3,200 cajones y es un estadio de 52,000 asientos. El Estadio Sostenible de Yucatán tiene una mayor provisión de estacionamientos proporcional a su capacidad y tiene una ubicación que le permite hacer sinergias con estacionamientos aledaños para el caso de grandes eventos, cosa que el BBVA no tiene.

El tema del cambio de paradigma de estacionamientos es el punto que considero más importante que debemos explicar a la comunidad. Cada vez hay más estudios donde expertos en sostenibilidad urbana cuestionan la enorme cantidad de hectáreas de asfalto y concreto que toman los estacionamientos en las ciudades. Eso está cambiando, y para bien. Por ejemplo, en la Ciudad de México, en el año 2014, el Instituto para la Política de Transporte y Desarrollo publicó un estudio sobre los estacionamientos en la CDMX titulado “Menos Cajones, Más Ciudad.” En 2017 la Ciudad de México modificó la norma de estacionamientos, eliminando los mínimos de estacionamiento e imponiendo máximos.

Te podría interesar: El nuevo estadio de Verona, "una obra fantasma"

En ciudades Europeas y ciudades como Nueva York es común ver qué áreas que anteriormente eran estacionamientos, se han transformado en parques, calzadas peatonales, o en pequeñas plazas.

La tecnología está impulsando un cambio en el paradigma del uso del automóvil y los estacionamientos. Muchos enormes estacionamientos de aeropuertos ahora están prácticamente vacíos y en quiebra. ¿la razón? Uber. Antes era común estacionar el auto en el aeropuerto.

Hoy la tendencia es llegar al aeropuerto en Uber y aplicaciones similares, y en esos casos el estacionamiento se vuelve innecesario para el pasajero. Lo mismo está sucediendo en los estadios. El Estadio Sostenible de Yucatán incluye una bahía con acceso directo e integración con Uber Events, que es una división de Uber especializada en soluciones para eventos, tal como sucede en algunos estadios y arenas de Estados Unidos, como el United Center de Chicago y otros.

La tecnología también brinda soluciones para estacionamientos como las apps usadas en el Minute Maid de Houston que permiten a dueños de lugares de estacionamientos cercanos al estadio ofrecer sus espacios a los aficionados y de esta manera generan un ingreso familiar o de negocio adicional, en un modelo similar al de Airbnb, pero para estacionamientos. Las posibilidades que la tecnología nos brinda para planear un mejor y más eficiente uso de recursos es fascinante, y el hecho de que el Estadio Sostenible de Yucatán esté a la vanguardia en estos temas es algo que nos llena de orgullo.

¿Dónde se planean hacer los cajones de estacionamiento?

Es un estacionamiento circular o radial debajo de la plaza del estadio. Algo único y muy bello del diseño del Estadio Sostenible de Yucatán es que, a diferencia de la mayoría de los estadios que están rodeados de estacionamientos que son feos y hostiles al peatón, en nuestro caso, todos los automóviles estarán debajo de las plazas y áreas verdes.

¿Es factible un estacionamiento subterráneo, después de las experiencias en edificios cercanos como el Harbor?

Sabemos la problemática que implica el manto freático de Mérida. Es parte de las variables de ecuaciones simultáneas que nuestro grupo de expertos ha enfrentado. La solución es relativamente simple, más que estar enterrados los estacionamientos, el estadio y la plaza del mismo están levantados sobre el nivel del terreno.

¿Puede explicar la idea de completar los cajones de estacionamiento utilizando centros comerciales y oficinas aledañas?

Claro. Es una práctica común en muchas ciudades del mundo. En prácticamente todos los estadios de NFL y MLB de Estados Unidos sucede.

Esto tiene ventajas no solo ambientales, por la reducción de construcción de estacionamientos que se usarían pocas horas al año, sino que también atraen clientes y consumo a las plazas comerciales vecinas a los estadios, lo que incentiva el empleo y la economía local.

¿Puede el municipio aprobar un plan de estacionamiento con una propuesta que depende de otras personas e intereses?

El Estadio Sostenible de Yucatán cumple con los requisitos de estacionamiento del Municipio de Mérida, incluyendo estacionamientos para personas con capacidades diferentes, para mujeres embarazadas, personas de tercera edad, y autobuses.

¿El plan de estacionamiento viola las normas actuales del municipio?

Todas las normas del municipio en materia de estacionamientos han sido tomadas en cuenta, y han sido complementadas con las mejores prácticas del mundo. Esto incluye las medidas de los cajones, la altura libre mínima, el ancho mínimo de carriles de entrada y salida, la pendiente máxima de las rampas, el radio mínimo en curvas de las rampas y demás regulaciones aplicables.

Actualmente, la entrada a los estacionamientos de las oficinas y plazas comerciales es gratuita ¿Se comenzará a cobrar la entrada?

Como una estrategia para amortiguar el tráfico e incentivar a que las personas lleguen al estadio a diferentes horarios, el Estadio Sostenible de Yucatán tiene un estacionamiento en días de eventos con sistema de tarifas inversas, lo que significa que es gratuito si la persona llega con cierto tiempo antes del evento, y el precio va aumentando a medida que se acerca la hora del evento. Con esto se desincentiva que todos lleguen a la misma hora y se mitiga el tráfico.

¿Qué se responde a las críticas de los colegios de arquitectos del estadio y demás profesionales de urbanismo que consideran que le terreno es muy chico y ocasionará problemas de tráfico?

Hemos escuchado muchas opiniones con apertura y un genuino deseo por entender las preocupaciones de los que son expertos en la ciudad. En la mayoría de estas pláticas que hemos tenido, en muchos casos uno a uno, en corto, fuera de protocolos, y más bien en discusiones abiertas y amigables, hemos encontrado enormes coincidencias y alineación de visión.

La enorme mayoría de los arquitectos y urbanistas de Yucatán coinciden en la necesidad y urgencia de transitar hacia un desarrollo de edificios sostenibles, así como en una visión de ciudades con un crecimiento urbano limitado, un desarrollo orientado al transporte, los usos mixtos, los espacios públicos verdes, y la incentivación del uso del transporte público.

¿Cuál será el precio de los boletos en el Estadio Sostenible de Yucatán

Juego de Pelota funge como desarrollador del estadio. Los precios de los boletos son fijados por los dueños de los eventos, como será en su momento Venados, Leones, MLB o los operadores de conciertos.

¿Cuál será el tamaño de los asientos?

La totalidad de los asientos son butacas de primera calidad, el mínimo de ancho de fila es de 80 cm y el mínimo de separación entre eje de asientos es de 50 cm. Esto está a la altura o supera la comodidad de asientos de la mayoría de estadios y arenas del mundo. Como referencia, el espacio que tenemos en un asiento de una aerolínea comercial generalmente es de 74 cm entre filas y 46 cm de ancho entre eje de asientos.

¿Se pueden hacer juegos de la Selección Nacional de Fútbol o autorizados por la FIFA en estadios tan pequeños?

El Estadio Sostenible de Yucatán se considera un estadio mediano. Cuenta con, y en muchos temas excede, todas las especificaciones de FIFA y su capacidad será flexible por tipo de evento, con lo que, de ser necesario podría aumentar su capacidad para adaptarse a un partido de un mundial de fútbol u otro evento internacional que lo requiera.

¿Cuánto pagarán Leones y Venados por jugar en el nuevo estadio?

Para que un estadio sea exitoso, es fundamental que los equipos que lo usan como casa sean exitosos.

Con ese interés alineado, el objetivo del Estadio Sostenible de Yucatán es que brinde a Venados y Leones condiciones para mejorar en todos los aspectos, incluyendo el económico.

El estadio no cobrará renta a los equipos, ya que se beneficia de que ellos brindan los eventos que hacen que el estadio sea usado, con lo cual se comercializan los palcos en un esquema de mutuo beneficio.

Los accionistas de Leones y Venados ¿Podrán comprar acciones del estadio?

No es como está planteada la propuesta. Aquí aplica la máxima de “zapatero a tus zapatos.” Los equipos profesionales tienen como objetivo principal ganar en la cancha, aumentar su base de aficionados y hacer crecer el valor de su franquicia. El propósito del estadio es brindarles la infraestructura para facilitar que eso suceda.

¿Juego de Pelota puede adquirir acciones de los equipos?

Tampoco está en el interés de Juego de Pelota. Nuestro enfoque es desarrollar la infraestructura de la más alta calidad, comodidad, seguridad y tecnología para que los equipos o los eventos la usen en un esquema de mutuo beneficio.

Artículos relacionados

  • Sin minería ni Portezuelo, nace en Malargüe una empresa que produce vino

    Sin minería ni Portezuelo, nace en Malargüe una empresa que produce vino

  • Bodas en Bizkaia La mágica 'boda' de June y David junto al mar en Getxo

    Bodas en Bizkaia La mágica 'boda' de June y David junto al mar en Getxo

  • Estudio considera que igualdad de género no es prioridad para 70% de empresas globales

    Estudio considera que igualdad de género no es prioridad para 70% de empresas globales

  • ¡Elon Musk vacila a Warren Buffet y le recomienda comprar acciones de Tesla! Como siempre, ¡Elon Musk le da vida al mercado!

    ¡Elon Musk vacila a Warren Buffet y le recomienda comprar acciones de Tesla! Como siempre, ¡Elon Musk le da vida al mercado!